jueves, 30 de julio de 2020

De parte de la princesa muerta. Kenizé Mourad.



FICHA:

Título: De parte de la princesa muerta.

Autora: Kenizé Mourad.

Editorial: Espasa.

Colección: Espasa Narrativa.

Número de páginas: 592

Precio:  22,90 € (Tapa dura con sobrecubierta). / 19,90 € (Rústica con solapas) / Edición de bolsillo: 9,95 €.

ISBN: 978-84-670-4927-5



Sinopsis:

Una novela inolvidable, que nos sitúa en 1918 en la corte del último sultán del Imperio Otomano. Su nieta, la princesa Selma, tiene siete años cuando ve cómo se desmorona su mundo. Condenada al exilio, la familia del sultán se traslada a Líbano. Este será el principio del complicado viaje que Selma hará a lo largo de su azarosa vida, un camino que la llevará a la India y a París y en el que encontrará al amor de su vida… y lo perderá para siempre. Kenizé Mourad, la hija de Selma, relata con emoción y hondura la historia de su madre, su propia historia.

Acerca de la autora:

Kenizé Mourad nació en París en 1942. Estudió psicología y sociología en la Universidad de La Sorbona. Desde 1965 ejerció como periodista independiente hasta pasar a ser corresponsal de guerra para Le Nouvel Observateur, abandonando este trabajo en 1982 para dedicarse por completo a la escritura. 

Reseña:

“De parte de la princesa muerta” es probablemente una de las obras (junto a “Un jardín en Badalpur”) más personales de esta escritora, que intentó reconstruir a través de este relato la historia de su pasado y de sus ancestros. Para ello, se remonta al Imperio Otomano de principios del siglo XX y nos muestra su desintegración, así como el exilio de su familia en Beirut (Líbano), la vida de su madre en la India y su nacimiento en el París previo a la Segunda Guerra Mundial.

Por lo tanto, se trata de un evocador relato que nos zambulle en el ambiente exótico, las costumbres y la forma de vida de distintas sociedades y países. De hecho, esta manera de recrear los colores, los olores, la luz y la singularidad de cada uno de ellos es uno de los aspectos que hacen tan especial esta novela. Sus páginas nos transportan a cada uno de los escenarios en los que transcurre, a lo largo de todo el viaje de Selma por distintos continentes, lo cual hace que la pluma de la autora sea sutil, delicada, reivindicativa y sugerente.

Ahora bien, sin lugar a duda, el eje central de la novela es Selma (la madre de Kenizé), un personaje con una gran fuerza interior, heredada de sus raíces imperiales, pero con una sensibilidad extraordinaria para cuestionarse aquello que parece inamovible e intentar cambiar su entorno. Además, la evolución de esta excepcional mujer a lo largo de la novela es un giro de 360 º. Nada tiene que ver la Selma autoritaria, y en cierto modo caprichosa, del principio con aquella que se preocupa por los demás e intenta mejorar su vida, pero tampoco tiene nada en común con esa mujer libre y liberada que nos encontramos al final, la cual logra comprender una valiosa lección y el sentido de su existencia.

Además de todo ello, otro de los grandes atractivos de la novela (aparte de sus escenarios y su personaje principal) es el recorrido que hace por momentos clave de la historia mundial. Desde la desintegración del Imperio Otomano al París tomado por los alemanes en la Segunda Guerra Mundial, nos encontramos con un Beirut bajo mandato francés y una India dominada por los ingleses, en la cual Gandhi y el independentismo comienzan a cobrar fuerza, haciendo que surjan conflictos entre las comunidades hindú y musulmana. Es más que evidente que Selma vive algunos de los acontecimientos políticos e históricos más importantes de la primera mitad del siglo XX.

Todos estos aspectos hacen de esta obra un imprescindible que nos adentra en una historia que ha sido tanto olvidada como velada, y que nos habla de la lucha de una mujer por encontrarse tanto a sí misma como su lugar en el mundo.

Lo mejor: la documentación histórica, la posibilidad de conocer mundos y escenarios con los que no estamos familiarizados, así como sus personajes.

Lo peor: Shelma puede llegar a sacarnos de quicio XD

Deberías leerlo si te gusta la historia y quieres descubrir otros mundos y realidades.


Puedes leer las primeras páginas aquí.

martes, 28 de julio de 2020

Ruta literaria por el Camino de Santiago


Pensar en las vacaciones no significa lo mismo para todos. Hay quien se perdería en una playa inhóspita sin cobertura; quien prefiere volver a sus orígenes y descansar en su pueblo. Hay quien piensa en el verano como en el momento perfecto para conocer otras culturas; quien se decide a patearse el interior y re-conocerse a sí mismo. Precisamente, estas dos últimas cuestiones aparecen en todos aquellos que un buen día sacan sus zapatillas de trekking, una buena vara de apoyo y sus prendas más deportivas. ¿Su objetivo? Realizar el Camino de Santiago, una de las rutas más conocidas de España. Siglos y siglos de peregrinaje a la Catedral de Santiago de Compostela no han pasado desapercibidos para los escritores y, a continuación, os dejamos varios libros en los que el Camino es el protagonista. ¡No olvides tu Pasaporte del Peregrino!




El códice del peregrino de José Luis Corral

Dónde hay historia, hay mito. Y una obra como el Codex Calixtinus necesita de ambas para que su leyenda sea más grande. Y de un robo, claro. El escritor de obras como El número de Dios o La prisionera de Roma nos lleva al mundo del tráfico de obras de arte en esta intrépida novela protagonizada por Patricia y Diego, dos delincuentes contratados por un millonario francés para robar la guía del peregrino. Es decir, el Códice Calixtino y su relación con el origen del cristianismo...


El alma de las piedras de Paloma Sánchez Garnica

Habrá quien se ría de mí, pero las piedras también poseen alma. Un alma que puede palparse cada vez que una acaricia los sillares de las catedrales o de antiguos palacios (sí, aquí la historiadora del arte friki haciéndolo público). En esta novela, la joven noble Mabilia y el cantero Arno realizarán la ruta en busca del cuerpo del santo tras encontrarse con el manuscrito escrito por Martín de Bilibio, uno de los descubridores de la tumba en el año 824.


La estrella peregrina de Ángeles de Irisarri

Y continuamos con las novelas históricas ambientadas en la Edad Media. En este caso, nuestra protagonista viene desde la Bretaña francesa, lugar en el que vive nuestra condesa. Al enviudar, la condesa de Conquereuil decide hacer la peregrinación hasta Santiago de Compostela para pedirle al santo que elimine al demonio que mora en el cuerpo de su hija enana. Una aventura que tendrá lugar en el Camino Francés con una corte ¡de 200 personas!


La peregrina gastrónoma: una guía del Camino Inglés de María Canosa Blanco

Un maravilloso libro ilustrado por Miguel Cerro. Como bien indican, los motivos para decantarse por patearse media España (y parte del extranjero) pueden ser de lo más variados: por fe religiosa, por ser un caminante 'profesional' o por amor a la naturaleza. Y, sin duda, también por los placeres gastronómicos. Tara realizará el Camino Inglés y, según avance en su recorrido, más se enamorará de sus paisajes, de sus rincones...

Los misterios del Camino de Santiago. Leyendas, milagros e historias de la ruta jacobea de Blanco Correidoira

Estaba faltando y lo sabéis. En una ruta librera tan emblemática como el Camino de Santiago no podía falta un volumen dedicado a los acontecimientos más curiosos (reales o no) que se han escrito y relatado sobre la ruta jacobea. Así, nos encontraremos con las historias de la creación de los caballeros de la Orden de Santiago, las leyendas sobre los falsos peregrinos o el mítico milagro del Cebreiro. Y aún hay más...


Peregrinatio de Matilde Asensi

No por obvio, menos interesante. Todas sabéis de mi debilidad por Matilde Asensi (ay, Farag Boswell) así que no podía faltar este libro en la lista jacobea. Sin tratarse de una secuela al uso, reaparece Galcerán de Born (protagonista de Iacobus), hombre preocupado por la mala vida que su hijo lleva en la corte de Barcelona. Por ello, le ordena que lleve a cabo el Camino de la Gran Perdonanza, es decir, el Camino de Santiago.




jueves, 23 de julio de 2020

Balada de pájaros cantores y serpientes. Suzanne Collins


FICHA: 


Título: Balada de pájaros cantores y serpientes.


Autora: Suzanne Collins.


Editorial: Molino


Número de páginas: 592


Precio: 18,05 € (tapa blanda) 7,34 € E-book


ISBN-10: 9788427220287





Sinopsis

La ambición será su motor.
La rivalidad, su motivación.
Pero alcanzar el poder tiene un precio.

Es la mañana de la cosecha que dará comienzo a los décimos Juegos del Hambre. En el Capitolio, Coriolanus Snow, de dieciocho años, se prepara para una oportunidad única: alcanzar la gloria como mentor de los Juegos. La casa de los Snow, antes tan influyente, atraviesa tiempos difíciles, y su destino depende de que Coriolanus consiga superar a sus compañeros en ingenio, estrategia y encanto como mentor del tributo que le sea adjudicado.

Todo está en su contra. Lo han humillado al asignarle a la tributo del Distrito 12. Ahora, sus destinos están irremediablemente unidos...

Acerca de la autora


Suzanne Collins ha cosechado un rotundo éxito con la trilogía Los juegos del hambre (Los juegos del hambre, En llamas, Sinsajo) y ha alcanzado las primeras posiciones en la lista de los más vendidos en Estados Unidos y en todo el mundo. Ha recibido innumerables críticas positivas así como multitud de elogios y galardones. La serie ha sido traducida a más de 40 idiomas, el primer libro ya se ha adaptado a la gran pantalla y se prepara el estreno mundial de la segunda película. También es la autora de la saga de fantasía Gregor (Gregor. Las Tierras Bajas, Gregor. La Segunda Profecía, Gregor. La Gran Plaga, Gregor. El Oscuro Secreto y Gregor. La Profecía Final) y de Un año en la selva, un álbum ilustrado autobiográfico basado en su propia infancia, publicados también por RBA Molino.

Reseña

Gracias a Mari, del blog Wandering book reader, sucedieron cuatro cosas en mi mundo literario: 

  1. Decidí releerme la saga de Los juegos del hambre al leer sus reseñas.
  2. Descubrí que iba a salir una precuela.
  3. Decidí (aún más) que iba a releerme Los juegos del hambre para tener la historia fresca, porque....
  4. Decidí que me leería Balada de pájaros cantores y serpientes en cuanto pudiera.

Al final tardé un poco más de lo esperado en ponerme en serio con él porque tras "El plan A" mi cuerpo necesitaba un parón lector. Pero después de ver la reseña de la ya mencionada Mari, me dije a mí misma que me tenía que poner con él ya.

Y lo siento, esta va a ser una reseña muy larga, pero es que el libro tiene casi 600 páginas, así que una explicación corta me sabría a poco :D .

La familia Snow (antaño una de las más influyentes en Panem) cayó en desgracia tras la guerra, ya que tenía todos sus activos económicos en el desaparecido Distrito 13. Durante los diez años que han sucedido desde entonecs, Coriolanus, su prima y la abuelatriz (maravilloso apodo, por cierto), han conseguido mantener las apariencias, gracias al mercado negro, la ayuda de algunos conocidos y al trabajo de su prima. Por suerte para Coriolanus, la educación es gratuita en la Academia, y él es uno de los alumnos aventajados de su promoción. Por desgracia para él, está en último curso, y la Universidad ya es de pago, con lo que si quiere conseguir la ansiada beca (que él cree que le corresponde), debe tener un expediente intachable. Sus notas son excelentes, con lo que sólo le falta quedar en buen lugar como mentor en los décimos Juegos del hambre.

Porque, señoras y señores, dichos juegos son una versión mucho más burda de los que conocemos, que solo se ve en el Capitolio y que, además, tiene poquísima audiencia. Es por eso que, en pos de que ésta aumente, por primera vez los tributos van a tener un mentor y una entrevista televisada. Y como decía, Coriolanus tiene todas sus expectativas en su papel como mentor. Puede que no le toque el futuro ganador de Los Juegos, pero espera al menos un tributo que destaque y, ante todo, destacar él mismo para iniciar el camino con el que recuperar, o incluso aumentar, el poder y estatus familiar.

El problema viene cuando descubre que le han asignado a la tributo del distrito 12. El más pobre, una humillación en toda regla. ¿Cómo se atreven? Esto tiene que ser algún tipo de venganza. Sin embargo, durante la retransmisión de la cosecha, quedará muy claro que Lucy Gray Bird no es cualquiera. Más bien todo lo contrario, es una joven peculiar, con carisma, que no parece del Distrito 12, tan llena de color en un lugar oscuro, que canta y, además, sabe dar espectáculo… y eso nuestro amigo Snow sí que puede aprovecharlo.

Con esta premisa se inicia Balada de pájaros cantores y serpientes, una novela que tiene tres partes diferenciadas en la que conoceremos mejor los orígenes de los Juegos del hambre, sabremos cómo eran los primeros. También veremos cómo se prueban algunas de las características de los que se sucederán hasta más de seis décadas después e incluso se nos mostrará de dónde surgieron las ideas de otras. Además, descubriremos el Panem de la Posguerra, la situación general de los distritos y, en especial, del ya conocido Distrito 12. Porque sí, hay diferencias y, para mi sorpresa, no en el sentido que yo me esperaba (y que conste que lo digo como algo bueno).

Y es que esta novela narrada en tercera persona desde el punto de vista de Snow, no tiene sólo que ver con él. Tiene que ver con el complejo de superioridad del Capitolio, con el odio que fluye en ambas direcciones, con los Juegos del hambre y tributos que no están de acuerdo con lo que les pasa y lo demuestran, pese a las consecuencias. Tiene que ver con la preparación de los susodichos, su transcurso y lo que sucede después. Con un joven que quiere recuperar la antigua gloria familiar que le corresponde y llegar a ser presidente. Tiene que ver con ansia de poder y esperanzas truncadas. Con una tributo que nunca hubiera imaginado y que le hace replantearse algunas cosas e incluso jugarse el cuello en algún momento. Una joven que nada tiene que ver con la mayoría de gente del distrito al que representa, que pide ser tratada con respeto, que quiere ser considerada posible ganadora. También tiene que ver con la química especial que se establecerá entre ellos, algo que entre alguien de alta cuna y un asalvajado de los distritos no debería suceder, al menos desde el punto de vista del Capitolio.

Pero no temáis, Collins no cae en tipicalismos al estilo “si Snow en el fondo era bueno, pero las circunstancias le hicieron cambiar”. Qué va. Coriolanus es aún joven y tiene cierta moralidad (¿no la tiene cualquiera?), es verdad. Pero también lo es que es un Snow (quienes siempre caen de pie, aunque derriben a otro), un noble con una clara conciencia de clase, que aborrece a quienes considera inferiores (la mayoría, en realidad), que considera que los distritos deben pleitesía al Capitolio, sobre todo después de haber perdido la guerra. Es un ser capaz de lo que sea por conseguir sus objetivos. Incluso cuando parece que hace algo desinteresado, en su discurso interno se vislumbra un motivo oculto. Y cuando sabe que ha hecho o va a hacer algo de ética cuestionable, encuentra una justificación a su medida, por ilógica que se vea desde fuera. En ese sentido, el libro se merece un diez, ya que no dramatiza ni justifica cómo terminará siendo nuestro conocido presidente. Coriolanus es cómo es, se forja a sí mismo y está orgulloso de ello.

Junto a él hay más personajes de ética corrompida, o carentes de principios, entre los que destaca la Doctora Gaul, toda una sociópata (como mínimo) digna de estudio. Y de entre los personajes clasistas, y a pesar de que apenas aparece en el libro, me ha hecho mucha gracia la abuela(triz) de Coriolanus. Supongo que es por su condición y por cómo él habla de ella, pero ha sido un personaje que, a pesar de sus ideales, me evocaba ternura. En contrapartida, también hay quienes claramente ven la injusticia, e incluso, a su manera, intentan luchar contra ella. No me refiero a Lucy Gray o los demás tributos, en quienes resulta obvio, sino personas del Capitolio entre las que destacan la prima de Coriolanus (cuyo nombre no desvelaré ;) ) y sobre todo Sejanus, compañero de Academia, un “nuevo rico” cuya familia ha llegado al Capitolio a golpe de billetera, con los problemas de adaptación y los dilemas morales que eso le conllevan. Lo cierto es que, por motivos diferentes, estos dos personajes bien merecen cada uno un libro o un relato propio con los que ahondar más en ellos. A su vez, aparece algún otro miembro del Capitolio que no es lo que parece, y otro grupo de personas que no me esperaba, y que daban un aire fresco y diferente a la obra, a pesar de que estén desaprovechados (sí, si habéis leído el libro, me refiero a la bandada).

Y no podía obviar a Lucy Gray, el gran misterio. Una chica que cautiva por sus reacciones, por su descaro, por sus diálogos con Coriolanus, y (aunque nosotros no la podamos oír) por su voz angelical y hechizante. Sin embargo, siempre tuve la sensación de que veíamos de ella lo que quería mostrarnos, o más bien lo que quería que Coriolanus viera (y siempre pasado por el filtro de la visión de Coryo), con lo que es un personaje del que no logro hacerme una idea clara. Es más, aún después de haber leído el libro y que por lo que sucede hay que pensar que sí, me sigue quedando una ínfima duda de si era realmente sincera con él, o se limitó a hacer lo que debía para sobrevivir… De hecho, no me importaría para nada leer la historia desde su punto de vista para conocerla mejor.

Si me permitís regresar a la trama, de la que ya he hablado un poco, me parece que está bien hilada, aunque el interés para mí ha sido irregular. La primera parte, la “puesta en escena”, me gustó mucho por las novedades y la presentación de los personajes. La segunda tuvo sus altibajos, con momentos en que me aburrí un poco o que se me hicieron largos, pese a estar en los Juegos del hambre. Y es que al ser Snow el único narrador, lo vivimos desde las gradas junto a sus experiencias personales y en muchos momentos no sabemos qué es lo que pasa dentro de los juegos porque no se ve nada en pantalla. Eso sí, el final de esta parte me sorprendió. La tercera parte también tuvo sus cosas buenas, aunque para mí posee unos tintes demasiado románticos (lo siento, soy de las personas que piensa que no hace falta amor en cada libro que lee para que éste merezca la pena).

Además, hay varios hechos de la novela que me han desconcertado un poco. El primero es cómo termina la historia entre Coriolanus y Lucy Gray. Y es que barajaba tantas opciones en mi cabeza (algunas deseadas, otras un "espero que no haga esto") que me quedé un tanto perpleja por la velocidad y el modo en que se resolvía. Pero por lo menos es coherente con la personalidad de Snow, que en este caso es lo que importa. El segundo es la conversación entre nuestro protagonista y Gaul al final del libro (no digo más, tranquil@s). Hasta cierto punto me pareció que Collins se sacaba un conejo de la chistera, pero también es cierto que ha ido dejando miguitas de pan a lo largo de la historia para justificar dicha conversación y lo que sucede después… así que me encuentro con el corazón un poco partido.


Para terminar, sólo me falta comentar el título. Y es que acostumbrada a títulos más breves y claros de la primera saga, descubrir que esta precuela iba a llamarse “Balada de pájaros cantores y serpientes” me sorprendió. Después de haber leído el libro, debo decir que me parece un título redondo. Porque las baladas son parte importante de la historia, no sólo por Lucy Gray, sino por sus significados. Porque pájaros cantores en esta obra hay más de uno (aparte de Lucy ;) ) y juegan un papel importante en algunos momentos de la historia. Y lo mismo sucede con las serpientes… y no, no me refiero a Snow o los que son como él, pero no quiero desvelaros nada.

Por todo ello, Balada de pájaros cantores y serpientes es una novela que, salvo en alguno momentos en que el interés decaía, he disfrutado. Una obra crítica que nos muestra al joven Snow y nos hace entender por qué es cómo es como presidente, e incluso esa aversión casi personal que parece sentir hacia Katniss en la trilogía inicial (hasta tengo una teoría propia un poco de culebrón, pero me la reservo solo para interesados xD). Una crítica social abrumadora a las dictaduras, y al control de las personas y la información que pueden llegar a tener. Al clasismo, al racismo y a la falta de empatía. Un libro que nos ofrece además visiones muy dispares acerca la verdadera naturaleza del ser humano. Por desgracia, todo ello ha quedado, para mí, un poco empañado con el final, que si bien es coherente, no me ha acabado de gustar.

Lo mejor: lo bien construido que está el personaje de Snow. La originalidad en la ambientación: cómo son los juegos, el trato a los tributos, el Distrito 12...

Lo peor: el final Snow-Lucy y la última conversación con Gaul no me acabaron de convencer.

Deberías leerlo si disfrutaste de Los juegos del hambre y tienes curiosidad por Snow y cómo fueron los primeros juegos.


martes, 21 de julio de 2020

Ruta literaria en el Orient Express


Habitualmente, el verano es la mejor zona para viajar y hacer turismo. Perderse entre las olas de playas paradisíacas, patearse el centro histórico de capitales de renombre o esconderse del calor en cualquier reserva natural dónde la única preocupación sea contar con agua y baño cercanos. Este año el verano no será así. Las salidas de casa serán contadas y para muchos turistas, temerosas. Por suerte, los libros siguen ofreciéndonos esos viajes que la situación actual nos anula. Por ello, hoy os dejamos nuestra lista dedicada a uno de los trenes más famosos en Europa: el Orient Express. Un viaje por las ciudades que marcaban sus paradas. Y un homenaje a los viajeros sin prisas que disfrutaban del paisaje desde París hasta Estambul.

Nota de la autora: efectivamente, no se encuentra Varna, una de las paradas de la primera ruta del Orient Express. Esto se debe a mí desconocimiento de libros sobre esta ciudad búlgara. 



Salida: París → Nuestra Señora de París de Víctor Hugo

La ciudad de la luz sea, muy posiblemente, una de las localidades que más haya aparecido como protagonista (escondida) en novelas de diferente calado. En esta ocasión, su protagonismo no es velado: esta obra cumbre de la literatura gala (y del propio Víctor Hugo) es un homenaje a la Île-de-France y a su desarrollo como potencia mundial. Y sí, es el libro en el que se basó Disney para su famoso 'El jorobado de Nôtre-Dame', aunque su recorrido y desenlace no sean los mismos.


Primera parada: Estrasburgo → Las noches de Estrasburgo de Assia Djebar

Una postal viviente. La frontera con Alemania. La sede del Parlamento Europeo. Por sólo citar tres características de la capital de la región del Gran Este. Estrasburgo tuvo un papel secundario en el continente europeo hasta la creación del Tribunal Europeo de los Derechos Humanos. En la literatura fue escenario de la historia de (des)amor de François y Thelja, argelina que dejó a su familia y pasado en el continente africano para iniciar la lucha por liberarse de los fantasmas sociales.


Segunda Parada: Múnich → Seis tumbas en Múnich de Mario Puzo

No sólo de El Padrino vivió Mario Puzo (aunque los royalties le vinieran francamente bien). El autor estadounidense escribió bajo el seudónimo de Mario Cleri en 1967 esta historia de espionaje con la capital bávara y la Segunda Guerra Mundial como telón de fondo. Mike Rogan ingresa en la Sección de Inteligencia del ejército americano durante los años más intensos de la Segunda Mundial. Su buen hacer traen consigo su viaje a Europa y, para su desgracia, su encierro en el Palacio de Justicia de Múnich. Una experiencia que tendrá sus consecuencias acabada la guerra...


Tercera Parada: Viena → Invierno en Viena de Petra Hartlieb

¿A qué amante de los libros no le gustan las novelas sobre libros? ¡A nadie! Esta pequeña gran novela publicada por la editorial Siruela en 2017 nos hace viajar a la Viena de 1911 para acompañar a una joven campesina en su llegada a la gran ciudad, su desembarco en la familia de un médico que cambia el bisturí por la pluma y su iniciación en el mundo de los libros desde que conoce al joven librero del barrio. Como curiosidad, su autora, la alemana Petra Hartlieb, es dueña de su propia librería en...¡Viena!


Cuarta Parada: Budapest → Calle Katalin de Magda Szabo

La intrahistoria, aunque no llene las páginas de los libros de texto, es tan importante como la historia pública. Los microcosmos que se originan en lugares delimitados como un barrio, una calle o una pequeña aldea, forjan el carácter de sus moradores y el devenir de su destino. Calle Katalin nos cuenta la historia de tres familias que viven en la misma calle de la capital húngara. Una historia marcada por sus inter-relaciones y por la sombra de la Segunda Guerra Mundial y el nazismo.


Quinta Parada: Bucarest → Solenoide de Mircea Cartarescu

Una parada en la que pararse el tiempo que sea necesario. O el que se tarde en leerse las 800 páginas que forman la, quizás, obra más importante de una de las voces rumanas más interesantes de la narrativa actual. La literatura dentro de la literatura reaparece en forma de profesor de instituto con una carrera literaria fracasada y Bucarest se muestra como una ciudad gélida y devastada por el comunismo megalómano de Ceausescu. Sin embargo, la vida del profesor se irá llenando de surrealismo tras adquirir una antigua casa...


Llegada a destino: Estambul → El arquitecto del universo de Elif Shafak

Y llegamos al final de nuestro viaje. Los pasajeros ya pueden hacerse con su equipaje y bajar a los andenes para descubrir los rincones más escondidos de Constantinopla, de Bizancio y de Estambul, como se conoce en la actualidad a la joya de Bizancio. En esta novela de Elif Shafak viajamos en el tiempo y aterrizamos en el siglo XVI para ser testigos de la vida y milagros de Jahan, un audaz joven que acabó convirtiéndose en uno de los mejores arquitectos del imperio.


viernes, 17 de julio de 2020

A la caza de Houdini. Kerri Maniscalco.



FICHA:

 
Título: A la caza de Houdini.

Autora: Kerri Maniscalco.

Editorial: Ediciones Urano.

Sello: Puck.

Colección: Puck.

Número de páginas: 480

Precio: 19 € (Rústica con solapas) / E-book: 5.49 €

ISBN: 978-84-92918-97-3


Gracias a Puck y Ediciones Urano por el envío 

del ejemplar ^^.

Sinopsis:

Audrey Rose y Thomas Cresswell se encuentran a bordo de un lujoso transatlántico que se convierte en una horrorosa prisión flotante cuando un asesino termina con la vida de los pasajeros uno por uno… y no hay lugar adonde escapar.

La serie bestseller número uno que comenzó con “A la caza de Jack el Destripador” y “A la caza del príncipe Drácula” continúa con esta tercera entrega sangrienta…

Al emprender un viaje de una semana por el océano Atlántico a bordo del opulento RMS Etruria, Audrey Rose Wadsworth y su compañero de investigaciones, Thomas Cresswell, se ven deslumbrados por una compañía itinerante de artistas de circo, videntes y un carismático joven escapista que entretienen por las noches a los pasajeros de la primera clase.
Pero algunas jóvenes de alta cuna comienzan a desaparecer sin ninguna explicación y una serie de asesinatos brutales conmociona al barco entero. La inquietante y extraña influencia del Carnaval Luz de Luna invade las cubiertas a medida que los asesinatos se vuelven más y más perturbadores. Audrey Rose y Thomas deberán resolver estos casos espeluznantes para evitar que más pasajeros mueran antes de llegar a destino. Pero cuando las pistas indican que la próxima víctima quizás sea alguien a quien ella ama, ¿podrá Audrey Rose desentrañar el misterio antes de que el asesino lleve a cabo su macabro acto final?


Acerca de la autora:

Kerri Maniscalco creció en una casa semiembrujada en las afueras de la ciudad de Nueva York, donde comenzó su fascinación por los ambientes góticos. En su tiempo libre, lee todo lo que llega a sus manos, cocina toda clase de comidas con su familia y amigos y bebe demasiado té mientras debate los detalles más complejos de la vida con sus gatos.

«A la caza de Jack el Destripador» es su novela debut, en la que mezcla su amor por la ciencia forense y las historias inconclusas.

Reseña (puede contener spoilers al tratarse de una saga):

¡Hola, lector@s!,

Ya sabéis que estoy enamorada de esta saga de Kerri Maniscalco desde que leí su primera entrega, “A la caza de Jack el Destripador”, una de mis mejores lecturas del año pasado y cuya reseña podéis leer aquíTras esta aventura inicial de Audrey Rose Wadsworth y Thomas Cresswell, pudimos acompañar a nuestros protagonistas a Rumanía, en donde tuvieron que enfrentarse a otro asesino que parecía ser el mismísimo conde Drácula.

Ahora, en “A la caza de Houdini”, tercera parte de la tetralogía, ambos pondrán rumbo a América para acompañar a Tío en una investigación. Sin embargo, desde el comienzo, su viaje a bordo del RMS Etruria se convertirá en una pesadilla en medio del océano de la que nadie podrá escapar hasta que el barco llegue a Nueva York. Y es que la muerte parece perseguir a Audrey Rose y Thomas adonde quiera que van. Si no habían tenido suficiente con Jack y con Drácula, en esta ocasión se van a ver obligados a enfrentarse a un nuevo asesino (o asesinos), puesto que, desde que el Etruria zarpa comienza a hacer de las suyas. 

De hecho, en el barco viaja la compañía del “Carnaval Luz de Luna”, cuyos artistas esperan causar sensación y experiencias inolvidables en cada una de sus representaciones nocturnas. Sin duda, lo conseguirán, aunque no de la forma deseada.

La trama de esta novela se vuelve, por lo tanto, mucho más compleja que las anteriores. No solamente tendremos al tétrico carnaval a bordo, sino a los Prescott, los Crenshaw y al doctor Arden, los cuales han sido invitados a presenciar el espectáculo. Además, en esta ocasión contamos con un elenco de sospechosos importante: Mephistopheles, el maestro de ceremonias del Carnaval Luz de Luna, Harry Houdini (el famoso escapista al inicio de su carrera), Jian (un maestro con las espadas), Andreas (capaz de ver el futuro con su espejo mágico), Anishaa (y sus llamas), Cassie (una trapecista) y Sebastián (el contorsionista). Todos ellos están en el punto de mira y Audrey Rose tendrá que infiltrarse y ganarse su confianza para intentar detener la masacre que se avecina a lo largo de las siete noches en altamar.

La cantidad de asesinatos y nuevos personajes hace que el ritmo sea frenético y muy dinámico y, a pesar de que la acción queda reducida al interior de un transatlántico, os puedo asegurar que la cantidad de lugares y recovecos con los que cuenta hace que no resulte nada fácil atrapar al responsable.

Una vez más, Kerri Maniscalco logra hacernos caer en una magnífica ambientación para la cual se ha documentado a conciencia, aunque haya tenido que tomarse unas cuantas licencias. Será imposible que no sucumbáis ante los encantos del Carnaval Luz de Luna para encajar las piezas de esta historia.

Ahora bien, en cuanto a los personajes, me gustaría centrar mi atención en tres de ellos (algunos, viejos conocidos). Por una parte, en Mephistopheles (o Mephisto), un joven oscuro y enigmático que esconde siempre su rostro tras un antifaz para no desvelar su identidad. Desde el primer momento, buscaremos saber más acerca de él y de los misterios que esconde. Además, tendrá una importancia capital en la trama. Por un lado, porque intentará hacerse con el corazón de Audrey Rose y, por otro, por su capacidad para generar caos e ilusiones. Además, es experto en prestidigitación y de las cartas, las cuales van a tener un gran peso para resolver los crímenes.

En relación a Audrey Rose, a pesar de que se involucra en un juego peligroso y en un triángulo que podría hacer peligrar sus convicciones, es interesante ver su evolución y sus dudas, así como sus ansias de libertad, una libertad que depende de ella misma y de las elecciones que puede hacer.

Y, por último, no podía dejar de mencionar a Thomas Cresswell ;). Desde mi punto de vista es el personaje que más ha crecido a lo largo de estas tres entregas. De hecho, en esta novela se ha vuelto mucho más humano y es capaz de dar voz a sus sentimientos. Además, nos da una importante lección, la de permitir que la persona a la que queremos vuele sin ataduras, dejándole la libertad de decidir por sí misma. Eso sí, he de decir que he echado de menos que tuviera el protagonismo de las entregas anteriores y es que “Cressworth” funciona a la perfección con esos juegos dialécticos y palabras ácidas que me recuerdan tanto a Sherlock Holmes.

No obstante, la trama de esta novela también me ha recordado a la genial Agatha Christie por los asesinatos y misterios por resolver, así como por la cantidad de sospechosos y sus posibles motivos. Kerri Maniscalco juega a la confusión y lo consigue, porque os aseguro que vamos a dudar de todo y de todos en todo momento.

Por último, me gustaría hacer mención al hecho de que la autora nos demuestra de nuevo que las mujeres tienen voz y que son capaces de luchar por sus sueños hasta alcanzarlos, pese a que tengan que enfrentarse a la sociedad, demostrando que pueden desempeñar la profesión que deseen.

Por estas razones, y muchas otras más, os animo a darle una oportunidad a esta saga. Sus protagonistas os conquistarán y si os gusta la ficción histórica vais a disfrutar con cada uno de los escenarios y aventuras que viven. Os aseguro que Audrey Rose y Thomas no os dejarán indiferentes.

Ya va quedando cada vez menos para conocer el desenlace en “Capturing the Devil”.

¿Algún fan más por aquí? ;)

Un besito de tinta y hasta pronto.

Lo mejor: reencontrarnos con los maravillosos personajes de Audrey Rose, Thomas, Liza y la señora Harvey.

Lo peor: quizás el triángulo amoroso y el no poder disfrutar tanto como en otras ocasiones de la compañía del apuesto señor Cresswell. Mephisto, esta te la guardo XD.

Disfrutarás de esta novela si eres fan de “Cressworth”, así como si te encanta el carnaval y sueñas con un viaje en barco al Nuevo Mundo.


Puedes leer los primeros capítulos aquí.


jueves, 16 de julio de 2020

La mujer del pelo rojo. Orhan Pamuk

Ficha técnica 


Título: La mujer del pelo rojo 

Autor: Orhan Pamuk 

Editorial: Penguin Random House 

Número de páginas: 279 

Año de publicación: 2018 (original de 2016) 

ISBN: 978-84-397-3256-3 



Sinopsis 

Cuando era niño, Cem Bey soñaba con ser escritor. Sin embargo, el ansia por la independencia le lleva a emplearse como aprendiz de pocero junto a Mahmut Usta, maestro de la búsqueda de agua. Ambos son contratados para abrir un pozo en una llanura estéril a las afueras de Öngören, cerca de Estambul. Allí entablan un estrecho vínculo que sustituye al que Cem tenía con su padre, que abandonó a la familia años antes. También se enamora de una misteriosa mujer pelirroja a la que espía de noche en las calles del pueblo. Aunque luego será un empresario de gran éxito, Cem nunca podrá huir de ese mes en Öngören, de Mahmut Usta, ni de la mujer del pelo rojo. 

Acerca del autor 

Orhan Pamuk nació en el seno de una familia acomodada de Estambul. Comenzó a estudiar arquitectura, pero pronto lo abandonó para dedicarse a su verdadera pasión: la literatura. Aunque publicó su primera obra en 1982, alcanzó fama internacional años más tarde, cuando sus novelas fueron alabadas por el escritor estadounidense John Updike. En 2006 obtuvo el Premio Nobel de Literatura y dos años después escribió El museo de la inocencia, su obra reciente más conocida. A pesar de que tiene una difícil relación con su patria por sus críticas al gobierno, Estambul le homenajeó en 2012 con la apertura de su propio Museo de la Inocencia. 

Reseña 

La mujer del pelo rojo es la segunda novela que leo de Orhan Pamuk. La primera fue El museo de la inocencia, una historia de amor, desamor y falta de libertad en los círculos adinerados de Estambul. Ambas obras recorren la vida de un joven turco, atado por sus miedos, que se revuelve contra un sistema de sometimiento. Sin embargo, hay importantes diferencias entre ambas historias. Mientras Kemal, el joven protagonista de El museo de la inocencia, se ve condicionado por la fuerza del convencionalismo social, Cem, nuestro aprendiz de pocero, no puede escapar del vínculo paterno, aunque su padre no esté presente. 

La novela se estructura en dos tiempos diferenciados. El primero nos lleva al Estambul de 1985, cuando el joven Cem pasa el verano trabajando como aprendiz de pocero en una llanura a las afueras de Öngören. Su padre ha abandonado a la familia y pronto desarrolla una extraña dependencia hacia su maestro, que se convierte en su figura paterna. Al mismo tiempo se enamora de una misteriosa mujer pelirroja y se aficiona a las antiguas leyendas turcas, en las que descubre un significado profundo que conecta con su propia vida. Esta primera parte es superior a la segunda. La magia de las oscuras calles de Öngören y la tensión de la construcción del pozo, metro a metro, crean una atmósfera onírica similar a la de las vacaciones estivales, un parón en la vida de uno mismo que luego se emborrona en la memoria. 

Es aquí cuando la historia de Cem comienza a orbitar en torno a los cuentos folclóricos turcos y griegos, todas historias de sangre en las que un hijo y un padre se dan muerte entre sí sin ser conscientes de su parentesco. Esta idea, reforzada por un terrible incidente en el pozo, persguirá a Cem el resto de su vida. 

El segundo bloque temporal nos lleva al Estambul actual. Nuestro protagonista ha crecido, se ha casado y ha creado un emporio inmobiliario de gran éxito. Su felicidad se ve únicamente empañada por la ausencia de hijos. Mahmut Usta y Öngören parecen quedar ya muy lejos, pero Cem continúa obsesionado con las ideas de parricidio y filicidio. Aun así, no puede escapar del pasado y acaba volviendo al pueblo por una transacción comercial. Esta segunda parte, aunque interesante y necesaria para el desarrollo de la historia, es inferior al tiempo más antiguo de la novela. 

Me habría gustado un mayor protagonismo de la mujer del pelo rojo, aunque nuestra curiosidad sobre ella queda satisfecha en las últimas páginas, donde cuenta su propia historia. Uno de los puntos fuertes de la obra es la mezcla de la narrativa moderna con las leyendas antiguas: todo se ha contado ya, todas las historias son, en realidad, la misma historia. Grande Orhan Pamuk, aunque no llega al nivel de la insuperable El museo de la inocencia. 

Lo mejor: El relato de las noches de verano de Cem Bey en las calles de Öngören y su breve romance con la mujer del pelo rojo. 

Lo peor: En ocasiones se abusa de los paralelismos entre las historias del folclore turco y la relación de Cem con su padre y Mahmut Usta. 

Deberías leerlo si te interesa la literatura oriental antigua o moderna.